Noticias

Sin el método D’Hondt cambiará el mapa político en Ecuador

0

La propuesta, que está en el pleno de la Asamblea, impulsa también la eliminación de las circunscripciones provinciales para las próximas elecciones

 El sistema de asignación de escaños para la Asamblea Nacional es un tema que entrará de cajón en las reformas al Código de la Democracia. Las propuestas apuntan a la eliminación del método D’Hondt y de aprobarse cambiaría el mapa político en la Asamblea de 2021.

El consejero electoral, Luis Verdesoto, explica que el sistema actual beneficia a los partidos grandes. Esto ocurre porque el voto es fraccionado y por ello hay candidatos que, a pesar de ser los más votados en su provincia, “no les alcanza para ser dignidad ya que no completan los requeridos dentro de una lista”.

La asignación de escaños en la Asamblea se remite al artículo 164 del Código de la Democracia. La norma establece que el método Webster es usado para la elección de representantes nacionales.

Mientras que  para las dignidades pluripersonales restantes (asambleístas provinciales, concejales urbanos y rurales, vocales de juntas parroquiales) se aplica el famoso método D’Hondt.

El catedrático Rafael Estrella y autor del libro Webster vs. D’Hondt. El principio constitucional de proporcionalidad”, es partidario de eliminar el actual sistema. Él prefiere una lista cerrada para que el ciudadano vote por su organización política y no entre listas. “Las listas abiertas, con el engaño de incrementar derechos, no hace más que diluir el voto de los que optan por esta opción”.

Para los expertos otra regla que fragmentó el voto es la división de las provincias en circunscripciones. Guayas, Manabí y Pichincha fueron divididas bajo este concepto. La idea es darle mayor participación a las organizaciones políticas pequeñas y a candidatos de los cantones y no solo de la capital.

El coordinador del Observatorio Ciudadano Electoral, Fausto Camacho, recalca que el tamaño de la circunscripción no está dado por la geografía, ni por la población de cada provincia, que determina el número de representantes en el Parlamento. Él apoya que se revise esta división porque a su criterio no ha dado la representación que se buscaba y favoreció a un solo partido político.

Por su parte, Verdesoto sostiene que en caso de aprobarse la eliminación del método de D’Hondt no habrá necesidad de las circunscripciones territoriales.  

Fabricio Villamar, legislador de CREO, sostiene que con estas propuestas se le puede devolver la responsabilidad a las organizaciones de “armar listas competentes” y de “ahí vendrá la decisión del ciudadano” para votar por ellos. La Asamblea no ha reactivado el debate de este proyecto que debe estar listo antes de diciembre.